Aunque la fiesta en San Juan no fue completa, Argentina tiene motivos para festejar este martes. En las tribunas tuvo el color y la euforia de más de 25 almas en el estadio Bicentenario pero el invitado al evento, Brasil, opuso una férrea estrategia táctica para anular el envión de Argentina y por eso terminaron dividiendo puntos, por Eliminatorias Sudamericanas. El equipo de Lionel Scaloni tenía la chance de clasificar por sí misma al mundial de Qatar 2022 pero terminó neutralizado y superado por momentos. Pero lo mismo cumplió su objetivo, porque sus perseguidores no ganaron y de esa forma el conjunto albiceleste logró su recompensa mundialista. 

El clásico de los invictos reeditaban la final de la Copa América y el partido suspendido en San Pablo, con todos los ingredientes extras para que sea un partido, y aunque tuvo buenos pasajes, al final chocaron sus piezas se abrazaron al resultado donde nadie salía perjudicado.  

Brasil sin Neymar ni Casemiro potenció otras virtudes colectivas para rodear a un Messi lejos del 100 por ciento desde lo físico. De hecho los de Tite tuvieron las mejores acciones, con las dos opciones de Vinicius, un remate de Cunha y la velocidad de Anthony en el segundo tiempo. 

Publicidad

¿Y Argentina? Sin juego interno, no pudo sobresalir y por las bandas tampoco tuvo certezas. Fabinho fue clave en la contención y en no dejar lugar a la imaginación. No apareció Lo Celso, Paredes estuvo falto de ritmo, Lautaro Martínez pidió el cambio por dolencias y entonces quien rescató el juego a puro carácter fue De Paul. 

A Messi le faltó ritmo, de hecho activó más desde unos metros retrasados que en zona de gatillo. Brasil fue un muro atrás y con pelotazos a pura transición y velocidad llegó a inquietar más que el local, empujado por su gente. De contra fue punzante y Argentina, a pesar de tener más posesión, no llegó a imponer condiciones.  

Álvarez ingresó en el complemento y estuvo activo, hasta se animó con un remate desde afuera del área que no tuvo destino de red. Combinó en algunas jugadas con Messi, sobre todo por derecha y el cordobés dejó en claro que es una gran opción a futuro para Scaloni.

Argentina no ganó pero lo mismo clasificó al mundial de 2022 ya que los resultados ajenos fueron favorables. Hubo que esperar a que Ecuador le ganara a Chile de visitante 45 minutos después de empatar con Brasil para celebrar. Es que previamente Uruguay cayó contra Bolivia y como Colombia igualó con Paraguay, el elenco de Scaloni logró meterse directo en Qatar.

Además, como deben enfrentarse Uruguay con Chile como también Colombia con Perú, estos equipos se quitarán puntos entre sí, despegándose de Argentina, que de esa forma escapa incluso al repechaje. 

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here